La Fuerza Aérea de EE.UU. reveló en marzo que el satélite chino Yunhai 1-02 había sufrido daños, pero no se aclararon los motivos. Sin embargo, un astrofísico finalmente ha confirmado que el desperfecto se debió al impacto de basura espacial.

 

Según detalló Jonathan McDowell, del centro de astrofísica Harvard-Smithsonian de Cambridge, Massachusetts (EE.UU.), el satélite, que se lanzó al espacio en septiembre de 2019, fue alcanzado por una pieza llamada Objeto 48078, de entre 10 y 50 centímetros de ancho, que había pertenecido al cohete ruso Zenit-2, lanzado en 1996.

 

Además, indicó que Yunhai 1-02 y el Objeto 48078 pasaron a una distancia no superior a un kilómetro el 18 de marzo de este año, cuando sucedió el incidente.


Lee más aquí